Con huellas de violencia, manchas de sangre, semidesnuda y tirada sobre el piso, fue encontrado ayer por la tarde el cuerpo de una mujer en el interior de su departamento ubicado en la supermanzana 107, en Cancún, Quintana Roo.

El hallazgo ocurrió alrededor de las 2:10 de la tarde, tras un reporte hecho al servicio de emergencias 911, por parte de vecinos del edificio J, localizado en la manzana 26, quienes indicaron que en Lote 7, en uno de los departamentos se desprendían olores fétidos.

El reporte fue verificado por agentes de una patrulla de Seguridad Pública, quienes al llegar notaron que la puerta del departamento estaba cerrada con llave, por lo que solicitaron el apoyo de personal de bomberos, quienes abrieron la puerta.

Al ingresar los oficiales localizaron el cuerpo de una mujer en estado de putrefacción tirado en el suelo a un costado de una cama, la cual se encontraba semidesnuda y presentaba signos de violencia; asimismo, percibieron que en varias partes de la casa había manchas de sangre.

Posteriormente, los policías acordonaron la entrada al edificio para preservar la escena del crimen y dieron parte a la Policía Ministerial, quienes llegaron más tarde para encargarse de las primeras investigaciones.

El lugar fue procesado por peritos criminalistas quienes se encargaron de inspeccionar y asegurar todos los indicios; finalmente, cerca de las 4:09 de la tarde levantaron el cadáver y lo trasladaron al Servicio Médico Forense (Semefo), para la necropsia de ley.