El cable del cargador generó un chispa que alcanzó el sofá.

El pasado lunes se registró un incendio en un predio ubicado en la calle 91 entre 118 y 120 de Villas Caucel II, el cual fue provocado por un celular que explotó mientras estaba cargándose.

Ante las llamas, la propietaria de la casa sufrió una crisis nerviosa, por lo que sus gritos alertaron a los vecinos, quienes lograron sofocar el incendio con cubetas y mangueras en lo que llegaban los bomberos al lugar.

Según se informó, una chispa generada por el cable en mal estado del cargador alcanzó el sofá y otros artículos, mismos que se volvieron combustible para el fuego.

Afortunadamente el siniestro solo quedó un gran susto y daños materiales

DEJA UN COMENTARIO

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí