Acuchilla a su cuñado y pide perdón en el templo

InicioPolicíaAcuchilla a su cuñado y pide perdón en el templo

Cuando llegaron los paramédicos Marcos Antonio Tun Canul ya había partido al otro mundo, pues murió desangrado debido a las heridas mortales que le propinó, al parecer, su cuñado José Luis Baas Koyoc.

Redacción/De Peso
MÉRIDA, Yucatán.- Trágico final tuvo el domingo para una familia en el sur de la ciudad, donde al calor de las copas una riña entre cuñados dejó como saldo una persona muerta. Luego de cometer el crimen, el homicida fue a pedir perdón al templo.

Otra riña, pero ahora con muertito incluido, dejó lo que parecía ser una tarde-noche de chupe, entre dos sujetos (cuñados), en un predio de la colonia Plan de Ayala Sur.

Al parecer, un pleito entre José Luis Baas Koyoc y su esposa generó que el hermano, Marcos Antonio Tun Canul, interviniera para apoyar a su carnala, lo que encabritó al cuñado, quien tomó un pedazo de metal y se lo clavó mortalmente al otro cuate y lo mandó al valle de los fríos.

Todo el desmáuser ocurrió en un predio sin número de la calle 191-A entre 46 y 48 de la colonia Plan de Ayala Sur.

Según comentaron algunos vecinos, los dos cuñados estaban tomando las chelas, pero aproximadamente a las 19:00 horas se comenzaron a escuchar gritos en el lugar.

José Luis Baas Coyoc (así dijo llamarse el presunto homicida) comenzó a discutir con su esposa y de ahí pasaron a los golpes.

José Luis Baas Koyoc, presunto asesino de Marcos Antonio Tun Canul
José Luis Baas Koyoc, presunto asesino de Marcos Antonio Tun Canul.

Eso ocasionó que el ahora occiso interviniera por su hermana, pero no contaba con la reacción de su cuñado, quien tomó un pedazo de metal (unos dijeron que era un cuchillo) y se lo clavó al hermano de su esposa por haberse metido en la discusión.

Aunque no se precisó cuántas veces el presunto homicida le enterró el metal a su cuñado, uno fue suficiente para quitarle la vida.

El cuerpo de Marcos Antonio quedó tirado en el patio del predio. Aunque se solicitó apoyo inmediato de paramédicos nada se pudo hacer, pues el hombre ya había felpado al más allá.

Se supo además que José Luis, después de darle cran a su cuñado, agarró a su hija y huyó en una motocicleta del lugar.

Para ese momento, agentes de la SSP ya tenían dato de lo sucedido e implementaron de inmediato un operativo de búsqueda.

Minutos después detuvieron al sujeto y declaró que fue al templo a pedir perdón por lo que había hecho.

Personal de la Fiscalía General del Estado acudió al lugar de los hechos, donde comenzó con sus labores.

El detenido fue trasladado y puesto a disposición de la autoridad correspondiente.

- Publicidad -

LO MÁS LEÍDO

Violento inquilino ataca a su casero de la tercera edad

Un violento inquilino agredió a golpes a su casero, un hombre de la tercera edad, quien resultó con lesiones de consideración por el ataque,...