Los vehículos hubiera seguido despedazando el cadáver de no ser porque un guiador se dio cuenta que vio lo que parecía un torso.
Los vehículos hubiera seguido despedazando el cadáver de no ser porque un guiador se dio cuenta que vio lo que parecía un torso.

Nadie se dio cuenta que lo que estaban atropellando era a una mujer.

Una terrorífica escena se vio en las primeras horas de la madrugada de este lunes cuando una señora fue atropellada y decenas de automóviles le pasaron encima durante un rato.

Al parecer la doña intentó cruzar en el tramo carretero Kopomá-Chocholá, pero el conductor del primer vehículo que la arrolló ni siquiera la vio hasta que ya era demasiado tarde.

El sujeto, en lugar de quedarse a tratar de ayudar, se dio a la fuga aprovechando que el lugar estaba obscuro y no había testigos.

No se sabe por cuánto tiempo ni la cantidad de vehículos que le pasaron encima despedazando su cuerpo hasta dejarlo en pequeña piezas.

Fue hasta que alguno de los guiadores que pasaban por ahí se percató del torso de la difunta y llamó al 911 reportando lo que creyó que había visto.

Cuando los elementos policiacos llegaron al lugar descubrieron los pedazos de cuerpo regados por toda el área, acordonaron la zona y dieron aviso a la Fiscalía General del Estado (FGE), quienes se encargaron de levantar los restos.