Enigmas: te presentamos al fantasma friolento de Umán

InicioEspecialesEnigmas: te presentamos al fantasma friolento de Umán

Enigmas: fantasma se le aparece a familia de Umán solo cuando hay heladez

Por Jorge Moreno
Hace unos días, la lectora Rosalinda Argüelles, de la ciudad de Umán, nos comentó una curiosa historia con relación a un fantasma que veía hace unos años en la casa de sus papás, y digo “curiosa” porque es bastante peculiar. Esto fue lo que nos dijo.

“Actualmente, tengo 28 años de edad, hasta el año 2016 vivía en casa de mis papás, pero cuando me casé me fui a vivir a otra colonia, pero siempre de aquí de Umán; lo que pasaba cuando yo era adolescente y hasta poco antes de quitarme de ahí lo he contado muchas veces y nadie o casi nadie me lo cree”.

“Para las épocas de frío -diciembre, enero y fechas así-, como cuando es temporada, o bien, hay nortes, aparece un fantasma dentro de mi casa, sólo durante esas épocas y cuando hay heladez; claro, tardamos en descubrirlo, unos tres o cuatro años, pero hasta mis papás y mis dos hermanas pudieron ser testigos de esto”.

“Todo inició un 21 de diciembre de hace 12 ó 13 años, lo recuerdo bien porque es cumpleaños de mi mamá; estábamos todos sentados en la sala y cuando mi papá fue a la cocina pegó un grito porque vio un ser fantasmal semitransparente, con una especie de abrigo muy grueso, como si fuera de piel de animal; la verdad, le creímos, pues aunque no vimos nada, él es una persona seria”.

“A los pocos días a mi mamá le tocó verlo, luego a mi hermana; de ahí todo volvió a la ‘normalidad’, y al siguiente año, para principios de diciembre, recuerdo que había mucho frío y este mismo ser espectral apareció de nuevo; esa vez lo vimos mi otra hermana, yo y mi papá”.

“Para no extenderme mucho, les diré que en los siguientes diez años, siempre sin falta lo veíamos en esas mismas épocas, y siempre con la característica que en esos momentos había heladez o mucho frío; fue al tercer año cuando nos dimos cuenta de esa característica en especial, y que incluso nos llamaba la atención que siempre lo veíamos con ese mismo abrigo grande como de época de frío”.

“Nosotros no tenemos ningún pariente que viva en otra zona del país donde nevara o hiciera mucho frío, y que además hubiera muerto. Poco a poco, preguntamos con discreción a los vecinos y nadie sabía de algún vecino difunto con esas características; quedamos muy intrigados y no sabemos exactamente qué sea, pero vaya que es todo un misterio”.

“Desde que me casé y ya no vivo ahí, el fenómeno ha continuado, pero sólo en casa de mis papás, es decir, es algo territorial; incluso, la última vez que pasó fue a principios de enero de este año que hubo una noche con mucho fresco, por eso fue que me animé a contactarlos”, finalizó.

No cabe duda que esto es muy extraño, pues es la primera vez en 17 años que escucho un caso con esta característica. ¿Qué relación tendría el clima con el fantasma cuando era una persona viva? ¿Por qué aparece con ese abrigo? ¿Intenta decirle algo a los integrantes de esa familia? Por fortuna, la señora Rosalinda nos permitió hacer una investigación en casa de sus papás para poder entrevistarlos y descubrir más detalles sobre este “fantasma del frío”. Ya les estaremos informando.

- Publicidad -

LO MÁS LEÍDO