Por poquito cae en la trampa

InicioPolicíaPor poquito cae en la trampa

Redacción De Peso
KINCHIL, Yuc.- Por poco se le sube su azúcar a don Martín Tzuc Chim, vecino de Kinchil, pues le agarró de sorpresa una llamada en su teléfono celular en la que le dijeron que tenían secuestrada a su nieta.

-Publicidad-

Don Martín recibió el fonazo de un sujeto desconocido alrededor de las 8:40 horas de ayer, cuando estaba en su domicilio de la calle 13 entre 16 y 18 de Kinchil, para ser chantajeado y recibió amenazas de que harían daño a su familiar, que dizque habían raptado minutos antes.

Pensando lo peor, de inmediato acudió a dar parte a la Policía Municipal, cuyos uniformados se trasladaron hasta la secundaria «Felipa Poot» con el abuelito, que por fin pudo respirar tranquilo, pues la menor M.T.D, de 13 abriles, estaba tranquila en su aula, tomando sus clases.

Artículo anteriorLos pec-judicó
Artículo siguienteSSP se une a patrullajes
- Publicidad -

LO MÁS LEÍDO